Ideas

Ideas

BIENVENIDOS !!!!!

Este es un espacio creado en el año 2008, dedicado a las familias con Niños Talentosos y/o Alto Potencial Intelectual.
Intentaremos acompañarnos, apoyarnos, darnos ideas novedosas para sentir que no estamos solos en este camino de ser padres,tan maravilloso y tan trabajoso a la vez.
Acercaremos información que consideremos importante para compartir con todos ustedes, sean padres, maestros o solo personas a las que les interese este tema,gracias por acompañarnos!

jueves, 22 de enero de 2015

¿ADD - ADHD O ALTA CAPACIDAD?


por    Lic. Mariela Vergara Panzeri
A veces estos conceptos se tornan confusos, algunas de las características que presentan niños con ADD o ADHD también están presentes en niños talentosos aunque por distintos motivos. Este artículo intenta clarificar estos conceptos y orientar a los padres y maestros a poder distinguir entre  un niño con ADD o ADHD y  un niño con alta inteligencia.

 ADHD es un desórden caracterizado por 3 conductas:
  • hiperactividad
  • distracción
  • impulsividad
 ADD   se caracteriza por la ausencia de hiperactividad, a diferencia del ADHD donde sí está presente la hiperactividad

Hiperactividad
Muestran un grado de actividad inusual. La mayoría son inquietos, siempre algo está en movimiento: pies, dedos, lápices en sus manos. Se retuercen en el asiento o no pueden permanecer sentados.

 Distracción
Tienen dificultad para bloquear estímulos innecesarios del ambiente. Presentan distracción auditiva y distracción visual.

 Impulsividad
No piensan antes de actuar o hablar y no consideran el impacto que puede tener sus acciones en los otros. No aprenden de la experiencia. Son proclives a accidentes porque su conducta impulsiva se combina con un juicio pobre.
El diagnóstico lo hacen los padres, maestros, profesionales, pero el médico neurólogo es el que confirma el diagnóstico. En general todas estas conductas mencionadas no son realmente un problema hasta que comienzan la escuela.
Si analizamos, vemos que las causas más comunes para la hiperactividad, distracción o impulsividad son la ansiedad y la depresión. 
El ADHD es la razón menos común. Lo que mejor nos indica de que se trata es la historia del problema. Si la conducta es crónica, está presente casi desde el nacimiento, y permanente todo el día, todos los días probablemente sea ADHD. El 50% de niños con ADHD continúan con este síndrome hasta la  pubertad y el resto continúa hasta la adolescencia e incluso durante toda la adultez.

A continuación citamos una lista de 14 características presentes en ADHD.  Por lo menos 8 de ellas tendrían que estar presentes, por lo menos durante 6 meses, en un niño antes de los 7 años de edad. DSM-III-R

·         1-     Frecuentemente juegan con las manos o los pies moviéndolos o se retuercen en el asiento ( los adolescentes presentan un limitado descanso)
·         2-     Tienen dificultad para permanecer sentados cuando se lo solicita
·         3-     Se distraen fácilmente por estímulos extraños
·         4-     Tienen dificultades para esperar su turno en juegos o situaciones grupales
·         5-     Con frecuencia contestan abruptamente, antes que las preguntas hayan sido terminadas de formular.
·         6-     Tienen dificultades para seguir instrucciones o consignas de otros (sin deberse a conducta oposicional o fallas en la comprensión)
·         7-     Tienen dificultad para sostener la atención en tareas o actividades de juego
·         8-     Frecuentemente cambian o saltan de  una tarea incompleta a otra, que también dejan incompleta.
·         9-     Tienen dificultades para  jugar tranquilamente
·         10- Frecuentemente hablan en exceso
·         11- Frecuentemente interrumpen a otros
·         12- Frecuentemente parecen no escuchar lo que se le está diciendo
·         13- Frecuentemente pierden cosas necesarias para una actividad o tarea en la escuela o en casa (lápices, juguetes, libros, etc)
·         14- Frecuentemente se exponen a peligro físico sin considerar posibles consecuencias (ej: correr por la calle sin mirar)
·         15- Para identificar a un niño con ADD o ADHD apropiadamente es necesaria una evaluación psicológica extensiva, la cual tendría que incluir una evaluación de la inteligencia, de los logros alcanzados de acuerdo a la edad y del estado emocional

¿Cómo podemos distinguir entre ADHD y  Alta capacidad?  ¿Cuáles son las similitudes y cuáles las diferencias?  Conductas asociadas con ADHD
  1. Atención sostenida pobremente en casi todas las situaciones
2.     Persistencia disminuída en las tareas no teniendo consecuencias inmediatas
3.    Impulsividad,  pobre capacidad de espera para recibir una  gratificación
4.    Muestran un deterioro en su capacidad de adherencia al mandato de tener una conducta inhibida o regulada en el contexto social.
5.    Más activo, más inquieto que los niños normales
6.    Dificultad en adherirse a las reglas y las regulaciones

 Conductas asociadas con la alta capacidad
  1.   Pobre atención, aburrimiento, soñar despierto en situaciones específicas
2.    Baja tolerancia por persistencia en tareas que parecen irrelevantes
3.    El desarrollo del intelecto puede traer aparejado juicios conflictivos de parte del niño
4.     Intensidad en sus acciones que pueden conducirlos  a luchas de poder con autoridades
5.    Alto nivel de actividad, pueden necesitar dormir menos
6.    Cuestionan las reglas, las tradiciones, las costumbres.

¿Qué podríamos hacer como padres ante la duda del futuro diagnóstico?
 En primer lugar examinar las situaciones en las que las conductas de un niño son problemáticas. Los chicos con altas capacidades no exhiben problemas en todas las situaciones.
Pueden parecer que tienen ADHD en una clase con una maestra, pero no con otra o en la escuela pero no con la maestra de música particular.
A diferencia de los chicos con alto potencial, los chicos con ADHD típicamente exhiben problemas de conducta en todos los ambitos casa, escuela pero la extensión de los problemas de conducta puede fluctuar significativamente de un ámbito a otro.
 Cuando observamos a un niño talentoso en clase, podemos percibir la falta de habilidad para permanecer en una tarea, pero esto estaría  relacionado con aburrimiento, con el programa de estudios y/o con  factores ambientales.
Pasan tiempo esperando a que los otros terminen. Su nivel específico de rendimiento académico es frecuentemente 2 o 4 grados  más alto que el grado en donde está ubicado.
Estos chicos cuando la clase les presenta una actividad no desafiante o muy lenta se quedan afuera y no la hacen, interrumpen o tratan de entretenerse usando el tiempo extra.
 La palabra hiperactividad es tanto usada para describir tanto a un caso como al otro. Ambos tienen un nivel de actividad alto.
Pueden ambos requerir menos horas de descanso.
La diferencia es que en un niño talentoso, la actividad es generalmente enfocada y directa cuando  algo realmente le interesa. 
Su concentración le permite pasar largos períodos de tiempo y mucha energía  en aquello que le interesa..
En cambio un niño con ADHD tiene breves períodos de atención en toda situación excepto televisión y juegos en la computadora. 
 Las actividades de un niño con ADHD tiende a ser tanto continuas como aleatorias. El niño con altas capacidades es usualmente episódico y directo sobre objetivos específicos.
 Un niño con ADHD tiene dificultades para adherirse a reglas y regulaciones.
Un niño talentoso puede cuestionar las reglas y algunas veces crean complejas reglas que esperan que los otros respeten y obedezcan.
 Una característica que no tiene una contrapartida en los chicos talentosos es la variabilidad del rendimiento en las tareas.
Un niño con ADHD tiende a ser muy inconsistente y utiliza mucho tiempo para cumplir con sus tareas.
A diferencia de un niño talentoso que mantiene un nivel consistente de esfuerzo diario, aunque pueden resistirse a algunos aspectos del trabajo como ser a lo rutinario.
Aunque no es muy frecuente puede ocurrir que un niño sea altamente inteligente y a la vez presente ADHD.
Cuando esto ocurre es particularmente difícil el diagnóstico. 
Existen diferentes técnicas que exploran el área intelectual, el nivel de rendimiento de un niño y que presentan tareas  que han sido diseñadas para descubrir problemas de atención , dificultades de aprendizaje, y problemas emocionales como depresión y ansiedad que puede estar causando el problema de conducta.
Si la evaluación confirma el diagnóstico dual, es importante acompañar el tratamiento con una curricula apropiada y modificaciones instructivas.


 Dada la complejidad del tema, en realidad apenas descripta en este artículo para tornarlo lo más entendible posible, es fundamental ser muy cuidadosos, conscientes y responsables cuando hacemos uno, otro o ambos diagnósticos.  Un ser humano está en juego y no es justo, desde el lugar del niño con altas capacidades mal diagnosticado someterse a una medicación que inevitablemente le resultará alienante.

Lecturas interesantes

  • http://www.vocesenelsilencio.org.ar/modules.php?name=News&file=article&sid=1754 "PROTECCION INTEGRAL DE LOS DERECHOS DE LOS NIÑOS"
  • http://www.dsguatemala.edu.gt/bibliokinder/4agresividad.htm
  • http://www.revistanueva.com.ar/numeros/00904/nota/2
  • http://www.nuestrasmanos.org.ar/Sugerencias/Secciones/Educaci%F3n.htm
  • http://www.sentirypensar.com.ar/modules.php?name=News&file=article&sid=133
  • http://www.geocities.com/Athens/Agora/3938/ninos-int.html#INTELIGENCIA
  • http://www.rionegro.com.ar/arch200605/21/v21f02.php
  • http://www.angelfire.com/planet/talentosos/page8.html
  • http://www.educared.org.ar/entrepadres/seccion03/03/index.asp?id=721
  • http://www.revistanueva.com.ar/numeros/00904/nota/2